ALL ENDS – A ROAD TO DEPRESSION

Descripción

Desde Suecia nos llega una vez más un grupo sobre el que posar nuestra atención. Y es que All Ends vienen despertando la atención de todos los que les escuchan desde que us primer disco se pusiera a la venta hace un par de años. Tanto que Nuclear Blast se hizo con los servicios de la banda, que en este 2010 nos presenta su segundo larga duración titulado “A Road To Depression”.

La banda de Gotenburg nos muestra un sonido muy actual y fresco, terriblemente melódico y muy radiable, con trazas de ese “metal alternativo” tan comercial y que tan buen recibimiento tuvo durante un buen tiempo entre los más jóvenes. Pero All Ends va algo más allá. Si me preguntaran como definiría el sonido de All Ends en un solo estilo, tendría que “inventarme” uno, aunque creo que solo estaría haciendo evolucionar otro ya existente. Durante años han aparecido grupos que hemos definido como “pop-rock”, bien, pues yo diría que All Ends podrían definirse como “pop-metal”.

Nunca he ocultado que grupos como Evanescence o Within Temptation me producen algo de repulsión y que, en general, la escena pseudos metálica destinada a agradar a las masas que apareció hace algún tiempo me resulta un tanto molesta, porque suele hacer gala de una preocupante falta de ideas y frescura. Pero All Ends se presentan como un oasis en mitad del desierto, dibujando melodías cuidadas, interesantes juegos de voz entre sus dos vocalistas, riffs trabajados con esmero y composiciones más efectivas que efectistas.

Puede que con este grupo, al fin, sea posible poner un disco de metal sin que la gente ajena al estilo salga corriendo y sin que nosotros suframos una tortura musical aberrante. Porque All Ends pueden sonar en la radio, pueden cautivar la atención de la masa y granjearse un buen número de fans entre los adolescentes ávidos de ídolos de papel y, al mismo tiempo, ofrecer un trabajo musical sólido, imaginativo y con una notable capacidad interpretativa.

Yo soy el primer sorprendido al escribir estas palabras, pero lo cierto es que no podría decir otra cosa. Seguramente si hubiera hecho esta review tras la primera escucha del disco lo habría calificado como un producto manufacturado más, pero la realidad es muy diferente y es fácil ver el buen trabajo y la calidad plasmada en este redondo si se le presta la atención necesaria.

El uso de sintetizadores y una producción claramente destinada a hacer destacar el lado más comercial del grupo hacen que esta banda sueca tenga todas las papeletas para llamar la atención, aunque le cueste perder algo de pegada en la batería. Sin duda temas como “Generation Disgrace” o “Don’t Be Scared” podrían adueñarse de un espacio en la televisión musical y en las listas de radio menos afines al metal y más destinadas al comercionalismo, pero las estructuras y recursos empleados en cortes como “I Know Who I Am”, “Hear Me Now”, la íntima “Nobody’s Store” o “Road To Depression” son claros ejemplos de que este grupo va muy enserio más allá de lo que puedan decir las masas, las listas de hits o cualquier otro medidor de popularidad.

¿Si recomiendo su escucha? Sin duda, y además lo hago encarecidamente y aconsejando darle al disco más de una escucha y eliminando posibles prejuicios. Porque All Ends, más allá de una fachada comercial y de dos vocalistas atractivas, tienen un talento muy válido que demostrar y que sería una pena dejar de lado simplemente porque le puedan gustar a un público más genérico.

Puntuación: 7,8

Discográfica: Nuclear Blast

Autor: David Rodrigo (Coon)

<< volver a discos