GRUESOME – SAVAGE LAND

Crítica

GRUESOME es un súper grupo estadounidense que presta tributo al death metal de finales de los 80 y principios de los 90 salido de la soleada escena de Tampa, Florida (USA), más específicamente al sonido de los primeros discos de la también banda estadounidense DEATH: «Scream Bloody Gore» (1987, Combat), «Leprosy» (1988, Combat/Relapse) y «Spiritual Healing» (1990, Combat/Relapse). «Savage Land» funciona como una especie de eslabón perdido entre los discos anteriormente mencionados, un tributo hacia la obra del gran Chuck Schuldiner y su banda DEATH en sus comienzos. La banda esta conformada por Matt Harvey en la voz y guitarra (EXHUMED, DEKAPITATOR), Daniel Gonzalez (POSSESSED) en la guitarra, Gus Rios en la batería (ex MALEVOLENT CREATION) y Robin Mazen en el bajo (DERKETA).

Con «Savage Land» la banda intentó recrear el espíritu y la atmósfera del death metal de la vieja escuela. Logrando así la difícil tarea de combinar la estructura progresiva en las armonías, melodías, riffs y solos de guitarra con la brutalidad, pesadez y crudeza característica en el ritmo y las voces guturales. Tal es la similitud que buscaron al famoso artista Ed Repka (DEATH, MEGADETH, MASSACRE, DARK ANGEL) para diseñar la grotesca portada del disco. Pasemos pues al análisis del presente disco:

Gruesome

Pues empezamos con el primer tema del disco llamado al igual que el titulo «Savage Land», el mismo es un ataque fuerte y despiadado que emula dignamente y sin equivocaciones el sonido en la guitarra y la voz de Chuck. Matt Harvey logra de forma contundentemente esa voz primitiva y raspada junto con esos riffs aplastantes y destructivos que tanto identificaban a DEATH. El sonido de la batería es genial y a veces suena un poco más limpio y nítido -por obvias razones tecnológicas- que los discos a los que trata de homenajear. Al igual que los solos de guitarra, los cuales son un tanto mas técnicos y virtuosamente mejor trabajados que los tres primeros esfuerzos discográficos de Chuck y compañía. A seguidas la ferocidad en la batería y el bajo hacen presencia en la canción «Trapped in Hell». Variaciones, armonías y cambios de velocidad en las guitarras caracterizan enormemente dicha pieza, resaltando los múltiples, increíbles y fluidos solos de guitarra cortesía de Harvey, Gonzalez y Ríos (así mismo el baterista también es un as de las 6 cuerdas).

«Demonized» tercer tema del disco continua con la intensidad y espíritu maligno de las piezas anteriores. El sonido de la batería de Ríos es mas concentrado, estructurado y abarca mas ferocidad que el logrado por Bill Andrews en los discos de «Leprosy» y «Spiritual Healing». Harvey mantiene el mismo sentimiento malévolo en la voz y a su vez supera su propio trabajo en la guitarra gracias a una mayor virtuosidad y carácter progresivo en la estructura de los riffs y solos.

0004553039_10

Por su parte, en la canción «Hideous» se escucha ese clásico sonido old school death metal proveniente de Florida: riffs abrasivos y veloces, inmensos blastbeats y redobles de batería, harmonías y melodías llenas de estructura y carácter, voces y gritos grotescos/guturales, solos monstruosos y elevados, y finalmente ritmo intenso, pesado y malvado. Le sigue «Gangrene» la cual comienza con su intro de batería tribal y harmonías de lo más técnicas; para luego explotar totalmente con el extremo grito endemoniado de Harvey y los riffs terroríficos llenos de velocidad que desembocan en múltiples solos de guitarra de carácter estratosférico/inmenso por parte de este último y Gonzalez. Excelente la sesión rítmica del grupo con Ríos en la batería y Mazen el bajo, impregnando la música de un alto nivel técnico y complejo.

El sexto tema «Closed Casket» GRUESOME hace referencia directa a la famosa canción de DEATH «Open Casket». La presente pieza es potente y va directamente al grano con riffs poderosos e incisivos, voz feroz y batería frenética. Lo mas destacable e interesante es el memorable y a su vez fuera de este mundo solo de guitarras que se marca el invitado sorpresa James Murphy (quien fue nada mas y nada menos que guitarrista de DEATH en el disco «Spiritual Healing»). Mientras «Psychic Twin» continua con la misma velocidad y agresividad del tema anterior aunque ésta es una pieza mucho mas corta que no llega a los tres minutos de duración.

Finalmente, el disco termina con la rítmicamente sangrienta y llena de solos épicos «Gruesome». Cerrando así con broche de oro un disco cargado de adrenalina, buena producción y ritmos violentos pero que mantiene ese espíritu vintage y con aires de death metal de la vieja escuela. La edición deluxe de «Savage Land» cuenta con dos magníficos bonus tracks: una mejor producida reinterpretación de la canción «Land of No Return» de DEATH, y un cover crudo/rápido del mítico tema de SLAYER «Black Magic».

CS570643-01B-BIG

En conclusión, «Savage Land» de GRUESOME es un gran esfuerzo y excelente tributo a los primeros discos de la banda DEATH (esa primera fase que comprende sus discos más primitivos, viscerales y no tan técnicos). Asimismo es un álbum directamente dirigido a los amantes del death metal de la vieja escuela de finales de los 80 y principios de los 90, con ese sonido primordialmente creado en los estudios Morrisound de Tampa, Florida (USA). Va a ser muy interesante escuchar los futuros trabajos de GRUESOME y ver si los mismos seguirán la misma linea del presente disco o se atreverán como DEATH a ampliar sus limites hacia un sonido mas técnico y progresivo como en los discos «Human» (1991, Relativity/Relapse) y «Individual Throught Patterns» (1993, Relativity/Relapse). No obstante, por el momento no os preocupéis ya que la memoria de Chuck Schuldiner sigue viva gracias a trabajos como este y a bandas como esta. Chuck vive!

 

 

Tracklist:

1. «Savage Land» 4:14

2. «Trapped in Hell» 4:26

3. «Demonized» 5:36

4. «Hideous» 5:07

5. «Gangrene» 5:28

6. «Closed Casket» 3:41

7. «Psychic Twin» 2:45

8. «Gruesome» 4:16

9. «Land of No Return» 3:01 (bonus track)

10. «Black Magic» 3:28 (bonus track)

Puntuación: 8.5.0/10.

Sello: Relapse.

Duración: 40:42.

Género: Old School Death Metal.

Autor: Emil Gil Bretón.

<< volver a discos