KING'S X – XV

Crítica

King’s X regresan en 2008 con un nuevo disco en el que nos hacen una demostración de lo que son capaces de conseguir. El disco se presenta como una pieza de metal progresivo con influencias blues, soul y de rock clásico, consiguiendo un resultado final excelente.

Alguno de los temas de este disco, como la inicial “Pray” me traen a la mente el trabajo reciente en solitario del mítico Glenn Hughes pero con toque progresivo en estructuras y melodías que le da a este sonido una nueva dimensión

Se trata de un trabajo muy orgánico, lleno de estribillos pegadizos y coreables en el que el grupo despliega una verdadera descarga de feeling sin descuidar la técnica y la composición.

“Blue” y “Repeating Myself” son un ejemplo de la variedad que esta formación es capaz de aplicar a su sonido, consiguiendo dos temas completamente diferentes entre si pero que al mismo tiempo encajan perfectamente en un disco en el que la variedad, los cambios de registro y la delicadeza compositiva es algo habitual.

No es un disco que destaque por la fuerza y caña de sus temas o por la velocidad de sus solos, pero la energia y el feeling que desprende cada tema de este redondo es algo difícil de conseguir. He esperado mucho para hacer la review de este disco porque con cada escucha sigue sorprendiendome y mejorando. Posiblemente sea el mejor disco de King’s X hasta la fecha, lo cual os dará una idea de la calidad que atesora este trabajo.

Que temas como “Rocket Ship”, “Alright” o “Broke” encajen entre si resulta casi inverosímil. Tampoco debemos olvidar la sentida “Julie”, la personal “I Don’t Know” o la interesante “I Just Want To Live”.

No voy a entretenerme en cada tema porque, aunque todos son bastante distintos entre si, el resultado de su análisis es similar, composiciones cuidadas, interpretaciones muy acertadas y toneladas de feeling. Si tuviera que quedarme con algun tema, creo que “I Don’t Know”(¡que solo!) o el bonus track “Love And Rocket (Hell’s Screaming)” (¿Porqué diantres no es este tema un regular del disco?) son mis preferidos.

Este “XV”, que así se llama el disco, es una pieza realmente interesante para los que gusten del metal y el rock progresivos con toques blues, jazz y soul. Algunos riffs presentan cierto sonido sucio que recuerda ligeramente al mejor gungre de Alice In Chains o Pearl Jam. Muy recomendable, en especial para aquellos que estén dispuestos a dedicarle mas de una y de dos escuchas, pues es un disco que no te entra de lleno, pero se cuela poco a poco hasta convertirse en casi una adicción.

Puntuación: 8,75

Autor: David Rodrigo (Coon)

<< volver a discos