Stained Blood – Nyctosphere

Crítica

La banda catalana lanza su nuevo y tercer álbum, “Nyctosphere”, tras un tiempo inactivos por múltiples cambios de formación, ya que se produjo la marcha del vocalista Rou y el guitarra Borja, incorporando a Narcís Boter a las voces y David Rodríguez a la guitarra.

Javi Félez en los Moontower Studios es quien ha estado en la grabación y mezcla en octubre de 2018 pasado, mientras que el máster se hizo en Londres para ponerse con Jaime Gómez Arellano y los Orgone Studios

Su cantante Narcís Boter, que además es ilustrador, se ha encargado de la portada y todo el diseño, y en él se ve ese cambio y evolución que han hecho respecto a su anterior disco “Hadal”.

Dos discos y un EP contemplan a esta banda que parece que ha pasado del death metal a un acercamiento al black bastante fuerte, incluyendo la duración de temas y rapidez y oscurantismo de los mismos, desde el primer tema “Avfall” hasta el último que es “Drowned.”

Son sólo seis temas, pero dan para mucho, especialmente por la duración y la variedad y el oscurantismo conseguido. Quizás pueda tener un minutaje excesivo con el corte que cierra el disco, “Drowned”, que sobrepasa los 10 minutos y se puede hacer largo, al menos para los que nos somos muy dados a este tipo de género metalero.

La velocidad se mantiene y la contundencia en todos los temas, que además tienen un sonido muy limpio y de una excelente producción. Y es que la rapidez en todos los temas es la nota predominante, que les viene de atrás, pero que ahora le han dado esa vuelta que han querido para enfocar hacia el black metal.

Y en cambio la oscuridad dominante de los mismos viene con una ayuda externa en la intro y outro, además de los interludios que hay por el disco, de mano de Noir Noir, que es un artista del género ambient e industrial, que ha ayudado a crear atmósferas en “Nyctosphere” que anteriormente no habíamos escuchado del grupo.

Las voces son desgarradoras y supongo que serán un reto de cara al directo, por aquello de de combinarlas con los temas de sus anteriores trabajos. Y las transiciones en los temas son más que correctas, como podemos escuchar en «Century Suffer» en su parte inicial, y eso que es un tema muy contundente en todos los aspectos.

O tenemos un corte como es «The Lightless Walk« donde la estructura de cuatro partes, tiene una variedad ambiental y de cambios bestiales de ritmo, combinadas con unas voces inquietantemente blackers, pasando por el oscurantismo y la transición en los elementos generales del disco.

En general podemos decir que STAINED BLOOD han tratado de romper con su estilo anterior o quizás han encontrado el camino en el black de forma contundente, como todos los temas. No quiero destacar ninguno por aquello que personalmente es una música que pocas veces suelo escuchar, y que con STAINED BLOOD quería saber de su regreso y saber de por donde iban a encaminar su música ahora.

Creo sinceramente que tienen calidad y que con las giras de “Hadal” abrieron su camino que ahora es posible que lo lleven a continuar y a tratar de que nada sea igual para ellos. Estaremos atentos a su progresión y a ver de lo que son capaces, por que calidad hay.

Tracklist:

1. Avfall.
2. Century To Suffer.
3. The Lightless Walk.
4. Shrines Of Loss.
5. Winterflesh.
6. Drowned.

STAINED BLOOD son:

Salvador d’Horta: batería
Raul Urios: bajo
David Rodríguez: guitarra
Narcís Boter: voz
Miquel Pedragosa: guitarra

Discográfica: Blood Fire Death

Puntuación: 8.5/10

Autor: José E. Egurrola

<< volver a discos