Testament – Titans of creation

Crítica

Sin ser el grupo más conocido de la Bay Area, TESTAMENT llevan en la brecha, en la lucha, desde el año 1983, facturando un Thrash Metal de mucha calidad, cargado de caña, de contundencia y también de calidad. Su nuevo disco, “Titans of creation”, está a punto de ver la luz, pero nosotros ya lo hemos escuchado y esto es lo que opinamos.

La estabilidad que el grupo tiene desde hace alrededor de cinco años ha servido para que hayan compuesto doce temas cargados de potencia y crítica, pero también de calidad, que hacen de este nuevo álbum uno muy interesante en su discografía. Pero vamos a verlo con más detalle:

El disco empieza con mucha caña, con “Children of the next level”, una canción directa y que dará mucho juego en los conciertos. Tiene un ritmo machacón y endiablado, a la vez que pegadizo, que nos obligará a mover la cabeza casi sin darnos cuenta. Además, es una canción que se queda en la cabeza desde la primera escucha.

La cosa está chunga, ¿verdad? ¿Creéis que puede estallar la Tercera Guerra Mundial? Pues de eso nos hablan TESTAMENT en “WW III”, una canción muy potente, que ya desde su primer compás ya es energía en estado puro. Rapidez, caña y mucha mala leche es lo que destila este tema, con Chuck cantando con mucha rabia. Además, hay un trabajo de guitarras muy logrado.

Dream deceiver” empieza también con mucha potencia. Es un tema que, desde el principio, ya nos hace apretar los dientes con fuerza, para luego empezar a cantar con ganas. Es una canción de desarrollo muy fluido, con un estribillo que se queda en la cabeza desde la primera vez que lo escuchamos.

Otra canción que arranca con fuerza es “Night of the witch”, una canción en la que Chuck casi escupe los versos al cantar, mientras sus compañeros realizan una instrumentación muy conseguida por debajo, casi compitiendo con la voz por llamar nuestra atención. Ojo a las guitarras.

Con cierta densidad empieza “City of Angels”, un tema que nos sirve brevemente para recuperar el aliento después de la caña de las canciones anteriores. Es un tema que tiene algo de oscuridad que contrasta con lo que hemos escuchado hasta ahora, pero si digo “brevemente” es porque la tiene durante un rato corto. Después, el tema vuelve a la potencia de las canciones anteriores, pero alternándola con las partes densas y oscuras, lo que demuestra la versatilidad de TESTAMENT.

Ishtar’s gate” es una canción que tiene un cierto aire árabe en su sonido, al menos durante sus primeros segundos. Después, muy pronto se acelera y gana fuerza, para luego desarrollarse de forma muy potente y con mucha contundencia.

Estos días todos estamos preocupados por si tenemos síntomas, y TESTAMENT no son una excepción, y por eso la siguiente canción del disco es “Symptoms”, una canción en la que se escucha una melodía algo oscura antes de empezar a desarrollarse con un sonido machacón que nos guía hasta un estribillo sencillo pero muy efectivo y que dará mucho juego en los conciertos.

False prophet” es una canción rápida y de riff muy pegadizo que desde el primer momento se queda en la cabeza. Se desarrolla con mucha agresividad y tiene una instrumentación muy potente.

Con un ritmo muy contundente empieza y se desarrolla “The healers”, una canción de mucha potencia que nos tendrá con la cabeza moviéndose desde el primer momento. Es una canción no demasiado compleja, pero muy efectiva, que además, tiene un trabajo muy bien hecho con las guitarras.

Code of Hammurabi” hace referencia al primer código legal de la Historia, realizado en la antigua Mesopotamia. La canción se desarrolla con mucha potencia y velocidad, y en su estribillo repite la idea del “ojo por ojo” que presenta el código mesopotámico. También tiene un trabajo muy logrado en las guitarras.

Siguiendo con las referencias a la Antigüedad, la siguiente canción es “Curse of Osiris”, una canción muy rápida y potente, que dará mucho juego en los conciertos, con el público volviéndose loco con el tema. Es un tema cargado de agresividad y de fuerza que es de los que más llama la atención en la primera escucha.

El disco termina con “Catacombs”, un breve tema que funciona a modo de outro y que empieza con oscuridad y con unos coros un tanto hímnicos que le dan a la canción un aire de música de iglesia, justo antes de que unos acordes de la guitarra y unos golpes de la batería terminen definitivamente el álbum.

Titans of creation” es un disco muy conseguido que vuelve a poner a TESTAMENT en la primera línea del Metal. Con canciones muy logradas, muy variadas y cargadas de rabia, pero aún así, pegadizas en algunos momentos, el grupo demuestra que pueden facturar grandes canciones.
De lo mejor que llevo escuchado en los últimos meses.
Si os gusta el Thrash, tenéis que escucharlo.

Track list:

1. Children of the next level.
2. WW III.
3. Dream deceiver.
4. Night of the witch.
5. City of Angels.
6. Ishtar’s gate.
7. Symptoms.
8. False prophet.
9. The healers.
10. Code of Hammurabi.
11. Curse of Osiris.
12. Catacombs.

TESTAMENT son:

Chuck Billy: Voz.
Eric Peterson: Guitarra.
Alex Skolnick: Guitarra.
Steve Di Giorgio: Bajo.
Gene Hoglan: Batería.

Discográfica: Nuclear Blast Records.
Puntuación: 9/10
Autor: Pablo Folgueira.

<< volver a discos