DABELYU – 11

Crítica

Desde Bizkaia nos llega un nuevo plástico de los DABELYU por fin al completo, tras habernos dejado escuchar cuatro de los cortes a primeros de año, en una review que afortunadamente hoy tengo que modificar añadiendo más impresiones del resto de temas; otros siete más, hasta completar los once con una duración total de tres cuartos de hora.

En su hacer se influencian de melodías pertenecientes al death metal más clásico, aunque claramente muchos ritmos se relacionen con el thrash y haya algún que otro toque suelto de core o experimental (en pequeña medida como comento).

El tema elegido para romper el hielo en el larga duración se titula «Amén» y goza de unas guitarras muy potentes sobre una batería que queda en un segundo plano, mientras que la voz machaca a los presentes con una contundencia digna de elogio, algún gutural de mucha garra y las ideas muy claras, usan ritmos sencillos y bastante amables dentro del género que se mueven para desarrollar la canción. El tema más corto del trabajo se titula «Por Triplicado», y han gustado de incorporar una de las mejores baterías de toda la obra, de nuevo sonando desgarradores con mucha presencia del bajo y una guitarra rítmica muy correcta.

Gran pegada la que da el pistoletazo de salida para «Decadencia Humana», un corte muy crudo que refleja una dura realidad social con una gran fuerza, valiéndose de los rudos tonos de guitarra, una parte central muy conseguida en el que el bajo adquiere una mejor visión y a continuación unos compases más tranquilos que allanan el camino del final de la canción.

El tema homónimo a la obra; «11» abre con unos segundos de introducción que aparecen de la nada para introducirse rápidamente en materia, ritmos colosales de batería y eficaces riffs de batería que hacen de este un tema duro cantado en castellano (dato a su completo favor), el estribillo también se hace fácilmente cantable y brilla con luz propia en los diferentes momentos en los que se desarrolla, con fuerza y mucha firmeza hacen del tema un corte ideal para iniciar su nuevo trabajo.

«Cara sin Cruz» apuesta por una mayor rotundidad, cuidando mucho más la métrica simplista de proponer una batería que toma el roll principal de la canción e incorporar el resto de elementos como edulcorante de la misma, de hecho aunque la forma de narrar la canción sea interesante y los toques de sintetizador queden realmente bien enmarcados, será la batería la que ofrezca un mayor juego en la canción.

Pasamos a «Como Cristal», que es una canción completamente brutal, la cual me ha dejado un sin fin de sensaciones diversas, comenzando con esa tranquila introducción que no me hubiera esperado en ningún caso y esa ferocidad que de repente salta tras esos momentos de supuesta calma, tras la que verdaderamente estalla el corte, la línea melódica también me ha parecido una gozada sobre todo las partes de guitarra rítmica.

Lo cierto es que DABELYU tienen las ideas muy claras, girando todo en una misma dirección con elementos muy frescos y una gran calidad instrumental como la que ponen de manifiesto en «Martir?», no únicamente por esa tensión que logran transmitir al oyente con la dura melodía, sino con esa forma de narrar el tema simplemente sobrecogedora. «Ironía», está perfectamente transmitida con esa batería simple que irrumpe con unas guitarras muy redundantes y esos tonos vocales rasgados, quizás para convertirse en uno de los temas más sinceros del nuevo trabajo de los vascos.

Curiosamente, encaminando el final aparece otro de los temas que no habían incorporado en el Ep que escuchamos a principios de año; «Bufón» con la mejor introducción apostando por la melodía por encima de la contundencia que también reflejan las guitarras de un tema de crítica muy directo. Tras esta, «El Color De Las Lágrimas» también presenta unos juegos de guitarra muy interesantes que nos hacen olvidar la dimensión de lo que nos está contando la banda, un tema de los más líricos del plástico moviéndose en melodías de tonos altos y el frenesí de una guitarra que aparece en los momentos más oportunos para hacer brillar la canción.

Y para cerrar la nueva propuesta nos dejan «Mate A Cupido», o dicho de otra forma la baladita del plástico, iniciadas por guitarra acústica y ese feelling inicial, que únicamente se interrumpe por partes vocales más intensas aunque para nada fuera de tono, una narración ideal por parte de Ángel, que intenta mantenerse a caballo entre la ferocidad que aporta con su particular forma de cantar y el tema al que nos estamos refiriendo, aunque en definitiva no deja de ser una balada en ningún momento.

Un trabajo bastante bueno por parte de los vascos, no se le pueden poner muchas pegas a una propuesta bien pensada y dinámica, en la que han sabido explotar lo mejor de cada uno y leer bien las líneas de lo que posiblemente tuvieran en mente desde un principio. Mucha fuerza y una buena defensa es lo que han conseguido DABELYU en este «11».

DABELYU son:

Ángel Santamaría: Voz
Joseba Amaro: Guitarra
Daniel Zurimendi: Batería
Koldo López: Bajo
Gorka Hernández Garagarza: Guitarra

TRACKLIST:

01.- Amén
02.- Por Triplicado
03.- Decadencia Humana 
04.- 11
05.- Cara Sin Cruz
06.- Como Cristal
07.- Martir?
08.- Ironías
09.-  Bufón
10.- El Color De Las Lágrimas 
11.- Mate a Cupido

Puntuación: 7
Discográfica: Art Gates Records
Autor: Javier Fraile

<< volver a discos