FREAKMIND – 42 DíAS

Descripción

Tiempo hace ya que no teníamos noticias de FREAKMIND quienes en 2007 editaron su primer álbum “Six Degrees of Separation” y obtuvieron una buena respuesta de crítica ante un público, por aquella época, aún muy abierto y receptivo a los sonidos procedentes del ya agonizante nu metal, el cual pronto pasaría a englobarse dentro de otro cajón desastre mucho mayor pero más respetado, que es el del metal alternativo, el de sonidos contundentes pero alejados de los cánones más clásicos en lo que al metal respecta, explorando melodías y estructuras más propias de otros estilos como el rock americano o el pop-rock británico. En cierto modo, este cambio de estilo generalizado ha sido el mismo que ha experimentado FREAKMIND a lo largo de estos tres años de maduración y crecimiento de la banda. Un estilo que ha pasado de lo interesante y clasificable a, simplemente, lo interesante (lo cual deja en el aire todo un cúmulo de aspiraciones y nuevas fronteras para la banda), en un álbum titulado “42 días” donde ésta explora sus capacidades en el idioma que les vio nacer, el castellano, y estructuras mucho más intimistas y envolventes.

Estas estructuras se desarrollan y se fijan en un plástico que contiene ni más ni menos que 14 cortes y más de 1 hora de reproducción que consigue hacernos llegar a la conclusión de que la banda ha estado trabajando duro para dar un paso más en su carrera, un paso que les ha llevado a contar con la grabación y mezcla de Carlos Santos en los Estudios SadMan, así como la masterización del omnipresente Mika Jussila en los Finnvox Studios.

El resultado es satisfactorio, aunque en un estilo como el que practican los madrileños, en el que es complicado distinguir estructuras reconocibles que den una guía identificativa y rápida de cada tema, la gran longitud y extensión de la reproducción no suele llegar a ser una virtud, puesto que puede hacer que, si no consigues entrar en contacto directo con los mensajes intimistas, pictóricos y casi metafísicos de sus melodías y sus letras, puede que te llegue a resultar un poco tedioso escucharlo todo de una vez y sin descansos.

Máximos exponentes de este álbum son cortes como “El péndulo”, “El Corazón de la Rosa” o “Fuego en los Ojos”, así como “Invierno Frío” o “Índigo”, todos ellos de una calidad indistinta y caracterizados por melodías muy profundas, cadencias de guitarras que bailan entre la ausencia de distorsión y la sonoridad de una potente repetición rítmica con ella, estructuras de corte angustioso que van penetrando en la mente por golpeo y constancia, llenas de una voz que mantiene de forma constante un tono tan implorante como inconformista, siempre expresando tormentos o sentimientos complejos y metáforas de difícil asimilación en una primera escucha.

“Letal” es, probablemente, el corte de mayor sonoridad y carga de todo el disco, sobre todo en lo que agresividad y potencia se refiere, algo que no es la tónica general de este álbum, el cual se mueve mejor por terrenos más laberínticos si de lo que hablamos es de estructuras líricas, con cortes más decadentes como “La delgada línea”, donde viajamos por un cuadro pintado a base de sentimientos y frases siempre llenas de doble sentido. La intensidad se hace constante, a veces cargante, pero siempre marca de la casa, así como la capacidad de crear estructuras casi asonantes, en las que incluso parece que falla el ritmo, pero que evidentemente han sido construidas con ese objetivo.

Nos relajamos y disfrutamos de bonitas combinaciones de intimidad (que habla a través de la guitarra acústica) y potencia (presente con ella de manos del bajo y la batería) en cortes como “Desnudo” o “Viviendo en 2”, una balada con muy inteligentes pasajes sin distorsión llevados de la mano por hipnóticas secuencias de notas que le dan más importancia a la confusa letra si cabe.

Resumiendo, “42 días” es un disco irregular pero también un disco amplio que deja la puerta abierta a hacer muchísimas consideraciones sobre el futuro y presente de una banda como FREAKMIND. Un grupo inquieto que sigue explorando su yo y que, en determinadas ocasiones alcanza el clímax sonoro que debe construir su futuro de ahora en adelante, mientras que en otras se ofuscan intentando extender su propuesta, ofrecer cantidad en lugar de peculiaridad, cometiendo el ligero error de repetirse a si mismos en la gran cantidad de temas con que nos construyen su nuevo trabajo. Se trata, por tanto, de un nuevo comienzo para esta interesante banda, pero ni mucho menos el disco definitivo de FREAKMIND.

FREAKMIND son:

Daniel Castresana – Batería
Rubén Ortiz – Bajo
Javier Peláez – Guitarra
Alberto Llorente – Voz

TRACKLIST:

01- El Visitante
02- El péndulo
03- El corazón de la rosa
04- Índigo
05- Fuego en los ojos
06- Frágil
07- La delgada línea
08- Letal
09- Desnudo
10- Viviendo en dos
11- Un invierno frío
12- Alias
13- 100 veces
14- (13-11)
Puntuación: 7

Discográfica: Lengua Armada – Lenguaje Constructivo

Autor: Daniel Velasco Alonso

<< volver a discos