LES DISCRETS – ARIETTES OUBLIÉES

Crítica

Las comparaciones entre LES DISCRETS  y ALCEST son inevitables. Estas dos bandas comparten nacionalidad, sello discográfico, artista gráfico y hasta batería. Para más inri, sus últimos discos vieron la luz casi al mismo tiempo. Adjuntando todo esto al hecho de que LES DISCRETS parecen seguir muy de cerca la estela sonora de ALCEST por un género aún joven y que parece pegar con verdadera fuerza en la escena actual (el llamado Blackgaze), resulta casi una temeridad no establecer ciertas comparaciones entre “Ariettes Oubliées” y “Les Voyages De L’Ame”.

Poniéndonos en antecedentes, resulta incluso lógico que los dos grupos sigan un camino similar, ya que el Alma Mater de cada grupo, Neige por Alcest y Teyssier por Les Discrets, formaron junto a Winterhalter, batería de ambas formaciones, el grupo AMESOEURS, que supuso más que argumentablemente la piedra de partida hacia las tendencias actuales de ambas formaciones. Si bien las ideas musicales de Neige y Teyssier (quien enfoca su creación artística, no solo a la música, sino también a la pintura y el diseño gráfico) son similares, la forma que ambos demuestran para acercarse a ellas se presenta un tanto diferente.

Si ponemos la mirada en el debut de LES DISCRETS, el afamado “Septembre et Ses Dernières Pensées”, estas diferencias parecen menos evidentes y el sonido de este album en comparación con “Ecailles De Lune” o el debut de ALCEST se antojaba bastante deudor de ellos. Sin embargo ya podíamos percibir ciertas diferencias a la hora de construir las estructuras y de conceptualizar el efecto sonoro del disco. Con “Ariettes Oubliées” LES DISCRETS demuestran haber conseguido un avance en su estilo, desde mi punto de vista, mucho más notable y llamativo que el de sus compatriotas.

Tras una intro hermosa en la forma y el fondo, aunque quizás un tanto irrelevante para el disco que lleva por título “Linceul d’Hiver”, el trío nos presenta una de las piezas más interesantes del disco, la intrincada, atrayente y embriagadora “La Traversee”. Sus cerca de ocho minutos y medio nos permiten disfrutar del mundo oscuro, mágico y al mismo tiempo tétrico nacido de la mente de Teyssier. Se trata de un corte que resume perfectamente el sonido que habíamos conocido de este conjunto francés en su primer lanzamiento y lo expande hacia horizontes aún desconocidos. La oscuridad y la rabia hábilmente contenida presentes en la música así como los vellos herizados que el oyente encuentra en su nuca son deudores de un pasado Black metalero de pura cepa, evidente en la forma de emplear y acoplar los distintos elementos de su música, mientras que el desarrollo melódico, la elección de los instrumentos y el uso de las voces nos presenta un panorama musical más cercano al post-rock y el shoegaze.

Con toda la carne puesta en el asador, la banda perfila temas como “Le Mouvenent Perpétuel” o “Ariettes Oubliées I: Je Devine A Travers Un Murmure…”, en los que el oyente se ve paulatina e irremediablemente atrapado en una atmósfera de claroscuros, ignorante de lo que se esconde en el siguiente rincón. Poco a poco la banda parece alejarse de su vertiente más post-rock hacia un sonido más potente y casi podríamos decir crudo que, no obstante, engarza con el escenario general como un diamante en un anillo. Con “La Nuit Muette” (uno de mis cortes favoritos en este trabajo) y “Au Creux De L’Hiver” los pasajes más potentes ganan aún más terreno, sin embargo en ningún momento nos da la sensación de haber perdido sensibilidad o de haber sacrificado la planificación ambiental del disco. Lejos de volverse más inaccesible, frío o distante, el disco parece ganar profundidad y atractivo con estos elementos más Black metaleros que post-rockeros.

Con la aparición de “Apres L’Ombre”, en la que descubrimos una estructura sujeta magistralmente por el particular sonido de los laúdes, un sentimiento comienza a volverse sospecha y la sospecha se vuelve una convicción con “Les Regrets” (¡soberbio!): LES DISCRETS han planteado la construcción y el desarrollo de este disco como si fuera “simple” Black Metal. Las estructuras y los giros son clásicos del estilo más puro de este género. Cuando la fragilidad de los momentos más calmados de este disco parece estar a punto de hacernos retractarnos de esa idea, aparecen, como salidos de la nada, los blast-beats de Winterhalter, que se esconde tras sus parches para dar empaque a lo que ya tomamos por certeza. Casi podría decirse que LES DISCRETS han cogido la parte sinfónica presente en el Black metal de grupos como LIMBONIC ART y le hubieran dado un baño de frío.

Pero entonces nos topamos con los tres cortes que cierran este trabajo (y que solo están presentes en el segundo CD incluido en la edición Artbook del disco) “Le Souffle Froid”, “Ariettes Oubliées II: Pleure Das Mon  Coeur…” y una versión acústica de “L’Echappee” (corte extraído de su primer disco), que vuelven a poner sobre la mesa el lado más “relajado” y ambiental de LES DISCRETS. Entonces ¿qué pasa aquí? Pues la respuesta, aunque una vez descubierta parece obvia, no es fácil. La banda liderada por Teyssier (y que encuentra en Audrey Hadorn buena parte de su elegancia y su profundidad lírica) es, en espíritu, una banda de Black metal que, “simplemente”, ha encontrado en esta tendencia Blackgaze un camino idóneo para evolucionar y plasmar sus inquietudes musicales y artísticas. ¿Quiere esto decir que su música puede ser considerada Black Metal? Evidentemente no, pero si nos lleva a una conclusión: LES DISCRETS no son, ni de lejos, los hermanos casi gemelos de ALCEST que muchos dibujan. Son una formación con inquietudes diferentes y con un sonido que, en este momento, es muy diferente al de Neige y los suyos, tanto que el único parecido real que podemos establecer entre ambos es que los dos practican el mismo estilo (para entendernos mejor, sería como comparar a Iron Maiden con Judas Priest: ambos hacen Heavy metal, pero de formas muy diferentes).

En cualquier caso, “Ariettes Oubliées” demuestra ser un disco profundo, que merece varias escuchas, que sorprende e incluso puede llegar a enamorar. Personalmente me gusta más que su predecesor y creo que es un paso más que sólido en la carrera de un grupo que todavía tiene mucho que decir.

 

TRACKLIST:

CD 1:
01.- Linceul d’Hiver
02.- La Traversee
03.- Le Mounvement Perpétuel
04.- Ariettes Oubliées I: Je Devine A Travers Un Murmure…
05.- La Nuit Muette
06.- Au Creus De L’Hiver
07.- Apres L’Ombre
08.- Les Regrets

CD2:
01.- Le Souffle Froid
02.- Ariettes Oubliées II: Pleure Das Mon Coeur…
03.- L’Echappee (Acoustic Version)

 

LES DISCRESTS son:

Fursy Teyssier – Voz, Guitarra, Bajo
Winterhalter – Batería
Audrey Hadorn  -Voz

 

Puntuación: 8’7
Discográfica: Prophecy Production
Autor: David Rodrigo (Coon)

<< volver a discos