OBSESSION – CARNIVAL OF LIES

Crítica

En un año dónde abundan los buenos discos de Heavy Metal, en el que las más grandes bandas van a sacar al mercado sus nuevos trabajos, como es el caso de Iron Maiden o Virgin Steele y en el que las más noveles comienzan a apuntar maneras (vease Hellforged de Demonlord) no podía faltar esa banda mítica que regrese a los escenarios para repartir caña de la buena.

Michael Vescera (Loudnes, Yngwie Malmsteen) ha decidido reunir su primera banda, Obsession, un grupo de heavy del de toda la vida que estuvo en lo más alto hace años con discos como “Marshall Law”, “Scarred for Life” o “Methods Of Mandes”(imprescindible escuchar este disco). Con un sonido directamente influenciado por la NWOBHM y con tienes neoclásicos en las melodías, Obsession vuelven a la carga con doce canciones del mejor Heavy Metal encerradas en un plástico de cincuenta minutos de duración que lleva por título “Carnival Of Lies”.

La música de Obsession tiene un estilo y un sonido personal y bien definido del que, no obstante, es fácil identificar algunas de sus influencias más claras, como Judas Priest, Holocaust o Helloween y la influencia lógica del sonido neoclásico de Yngwie Malmsteen. “Carnival Of Lies” es un disco que suena fresco y sin embargo nos transporta años atrás. Temas como The Offering o Pure Evil harán las delicias de los metaleros más exigentes. Las guitarras afiladas y los riffs cortantes nos obligan a hacer headbanging.

No faltan composiciones realmente interesantes como Imagining, que tiene ciertos toques progresivos en sus líneas, pero “Carnival Of Lies” es un trabajo dónde los músicos no se han liado más de lo debido y por norma general todas las canciones tienen composiciones coherentes y bien conseguidas, pero no son enrevesadas ni especialmente difíciles, se trata de un disco pensado para explotar en directo. Con músicos como Scott Boland a la guitarra o Chris McCarvill(House Of Lords, Jeff Scott Soto) al bajo el nuevo disco de Obsession tiene todas las piezas necesarias para triunfar y ocupar un puesto en la lista de “los discos más divertidos y desenfadados de 2006” .

“Smoking Gun”, “In For The Kill” o “Carnival Of Lies” son tres buenos exponentes de lo puede hacerse con una pareja de guitarras bien preparadas y un poco de imaginación. “I Don’t Belong” o “Playing Dead” nos ofrecen una interesante serie de riffs y en “Written Blood” nos encontramos un tema con una composición realmente muy acertada que tiene el punto justo de dificultad y el toque ideal para romper un concierto, todo ello apoyado por un solo de muchísima calidad, lo que la lleva a convertirse en una de las mejores canciones del estilo de lo que va de año. “Guilty As Charged” explora el lado más progresivo y sentimental del grupo y nos regala el mejor solo del disco en un ambientación bastante oscura, siendo un tema a tener muy en cuenta, casi al mismo nivel de “Written Blood”.

Obsession han conseguido un disco que es poco menos que un “must have”. Todo aquel que disfrute del buen heavy metal debería tener “Carnival Of Lies” en su estantería.

Obsessed:

Mike Vescera – voz
Chris McCarvill – bajo
Jay Mezias – batería
Scott Boland – guitarra
John Bruno – guitarra

01. Smoking Gun
02. Carnival of Lies
03. In for the Kill
04. Playing Dead
05. Imagining
06. The Offering
07. Pure Evil
08. I Don’t Belong
09. Written in Blood
10. Guilty as Charged
11. Marshall Law
12. Panic In The Streets

Puntuación: 8.5

Autor: David Rodrigo (Coon)

<< volver a discos