POR INSTINTO – LA CAMISA DE FUERZA

Crítica

Desde Madrid nos llega POR INSTINTO, una banda de Rock cuyo sonido, como su mismo nombre sugiere, bebe de las fuentes del de BARRICADA, pero también del otros grupos clásicos del estilo, como PLATERO Y TÚ. Desde 2011 llevan tocando juntos, y “La camisa de fuerza”, el disco que vamos a comentar, es su primer larga duración.

Al escuchar este disco, nos encontramos con sonidos crudos y directos, herederos directos de las bandas que acabamos de mencionar, lo que hace que nos encontremos ante unas canciones que rápidamente nos van a recordar a otras que nos gusta escuchar. Pero el grupo no se contenta solo con copiar los patrones ya elaborados por otros, sino que actualiza el sonido y lo convierte en algo más original de lo que cabría esperar en un primer momento. Además, se trata de una música muy cohesionada, a través de la cual POR INSTINTO nos demuestran su voluntad de tener mucho que decir.

El disco empieza con “Empachados”, un tema que desde el primero momento nos recuerda a BARRICADA, sobre todo cuando se acelera. Es una canción cruda y muy crítica, con un estribillo muy pegadizo y un ritmo fácil de escuchar. En sus últimos momentos, un solo que empieza con lentitud sirve para dar paso a la última repetición del estribillo.

Seguimos con “Soy”, una canción que arranca con fuerza, con un principio que sonará genial en los conciertos. El ritmo es potente y machacón, y sirve de colchón ideal para la voz. En algunos momentos el ritmo se cambia y va hacia tesituras más propias del Ragga, aunque predominan los ritmos más netamente rockeros. El solo, de estilo muy clásico, está muy logrado.

“A cal y canto” es el tema que sigue. Empieza también con potencia, con unas guitarras afiladas que rápidamente nos recordarán a grupos como PLATERO Y TÚ. La canción es rápida, y en ella la voz y las guitarras se alternan para llamar nuestra atención. De hecho, aunque la letra es muy interesante, casi resulta más llamativo el trabajo realizado con las guitarras, que da cierta agresividad al tema.

Con el sonido del bajo al que se van sumando el resto de los instrumentos empieza “Gozo sin dolor”, una canción también de sonido muy clásico y potente, con riffs muy llamativos y logrados. La letra es una de las más llamativas del disco, y es ideal para cantarla en los conciertos. Continúa la diversión con “Las horas”, que empieza a saco, sin riffs ni nada. Tiene un ritmo imparable, y las guitarras y la voz son igual de expresivas a la hora de contarnos la historia del que sale a la calle a diario a buscar su camino. Es un tema potente y directo, que no da un segundo de respiro.

Tres golpes a los platillos y llega “Ahora, duerme”, que empieza como un medio tiempo en el que destaca la aportación del saxofón, que realiza una melodía que sirve de inicio al tema. Después la canción se acelera y se desarrolla con rabia y velocidad, con el saxo enriqueciendo el tema durante un estribillo perfecto para los conciertos. El solo de guitarra es uno de los más logrados del disco, y da paso a otro de saxofón que sirve de preámbulo a la última repetición del estribillo. Es, en definitiva, la canción más variada del disco.

Con suavidad empieza “¡Respira!”, aunque pronto gana velocidad, con las guitarras sonando con un ritmo machacón que se escucha por debajo de la voz. El estribillo es muy pegadizo, y aunque es largo y de cierta complejidad, rápidamente se queda en la cabeza.

Con potencia arranca “Lejos de la necesidad”, una canción que alterna los momentos cañeros con otros más propios de un medio tiempo, aunque siendo más los cañeros. Es un tema de mucha intensidad, con un ritmo y una melodía fáciles de reconocer, que dará mucho juego en los conciertos.

“Una de rock” empieza con un riff y un ritmo muy fáciles de identificar, pero de regusto muy clásico. Después la canción se vuelve más potente, con unas melodías muy logradas de las guitarras. Con la letra nos cuentan lo que es para ellos tocar Rock, mientras al principio del estribillo se escucha un piano que suena de manera muy sencilla y clásica, pero que da cierto aire vintage a esa parte de la canción. A todos se nos quedarán en la cabeza desde el primer momento versos como el que dice que “no solo son canciones” o los que dicen “no puedo vivir sin esas cuerdas que son cuerdas que no atan, que me dan mis alas”, y sobre todo los que dicen “nada se compara a estos sonidos inspirados por el diablo, que me habla al oído”. Toda una declaración de intenciones.

Las guitarras sirven de arranque a “Sin nada” una canción potente, reivindicativa y rabiosa, pero con una letra amarga. Precisamente son las guitarras lo más destacable del tema. El disco termina con “Una estúpida razón”, una canción de ritmo divertido y rápido, con una letra sencilla y unos ritmos fáciles de escuchar, que sigue la tónica de las diez canciones anteriores y sirve de cierre perfecto al disco.

En definitiva, “La camisa de fuerza” es un álbum de aire sencillo y clasicote, en el que ninguna canción destaca sobre el resto, pero en el que POR INSTINTO demuestran que quieren pasárselo bien tocando Rock. No han inventado nada ni falta que hace. Simplemente hacen lo que mejor saben y nos dan un buen rato de entretenimiento con sus canciones. Y eso no es poco.

POR INSTINTO son:

Prade: Voz y guitarra.
Jorge Conde: Guitarra.
Diego Olmedo: Bajo.
Sergio “Belli”: Batería.

TRACKLIST:

01- Empachados.
02- Soy.
03- A cal y canto.
04- Gozo sin dolor.
05- Las horas.
06- Ahora, duerme.
07- ¡Respira!
08- Lejos de la necesidad.
09- Una de rock.
10- Sin nada.
11- Una estúpida razón.

Puntuación: 7,5.
Discográfica: Postal Rock.
Autor: Pablo Folgueira.

<< volver a discos