SPHERE – HOMO HERETICUS

Crítica

Nuevo disco de Metal extremo desde Polonia, un país que tradicionalmente ha tenido y tiene buenos grupos de este tipo de género, y que siguen apareciendo más y más, además con un buen nivel.

SPHERE se crearon en 2002, bajo la bandera del death metal. Arraigado en el sonido brutal, sin embargo, es sencillo y auténtico este metal de la vieja escuela del death. Después de algunos cambios en el grupo, grabaron una demo llamada  “Spiritual dope” y posteriormente un primer disco “Damned Souls Rituals” seguida de conciertos llenos de cráneos de trituración. .

Pasaron tres años y SPHERE entró en el Studio Zed para grabar este disco titulado “”Homo Hereticus””. Se deriva de origen death metal, pero es maravilloso y enriquecido con ideas frescas. “Homo Hereticus” es una herramienta de gran alcance para volar las mentes y las almas. Es una base perfecta para poner en marcha la marcha sobre la redención.

Este es el death metal en su forma pura, dibujando puñados de metal y creando escuela, pero desde una perspectiva moderna sobre el género, que tiene en el infierno una dosis masiva de hacer música con un groove muy claro.

Homo Hereticus “es un potente y agresivo, material destructivo en el camino a la mente de todos y el alma ofrece el complemento perfecto para machacar los oídos.

Tras una primera escucha de este disco, lo primero que me viene a la mente es la mezcla de Behemoth junto con Malevolent Creation, añadiendo dosis de Vader y trazos de Immolation

El disco contiene pasajes con una grandísima técnica, sin exagerar,  pero siempre dando mucha importancia a la composición frente al lucimiento personal. Y es que hay que tener en cuenta que estos grupos si quieren sobresalir de la zona, deben presentar valores adicionales, como fuertes y comprometidas compasiones, además de una técnica exquisita en el death metal, y por supuesto mucha personalidad.

Los diez años que llevan en esto, con la grabaciones previas, más los conciertos que han ido dando, hacen que la mezcla del viejo death metal se una a arreglos actuales y sonidos que prevalecen en estos tiempos.

A nivel de letras, se van al terreno espiritual, principalmente al odio y a la oscuridad de las maldiciones, algo lógico, teniendo en cuenta el terreno musical en el que se desenvuelven, y la forma de cantar. Creo que la temática invita a ello desde el aspecto musical, se genera como una bola que uno engancha a la otra.

Y de una manera global, este disco es bueno, en el sentido que mantiene una tónica de buen metal extremo en todo momento, teniendo un punto culminante que sería la canción que da título al disco, “Homo Hereticus”, donde me ha sorprendido los riffs que tiene, junto con “Godless Profanity” y “Psalm To The Dark One”, que es uno de esos temas que más se me han quedado.

Y pese a denominarse metal extremo o Black o death o como se quiera llamar, creo que la calidad es la que debe prevalecer. Las voces son más asequibles que otros de su estilo, y la producción y las guitarras, junto con las bases y un doble bombo brutal, rebosa una calidad que ya quisieran ciertas bandas para sí.

Creo que lo que más puede llamar la atención es su procedencia, ya que si estuviéramos hablando de una banda escandinava o incluso británica o americana, creo que se les conocería mucho más. Así que, para los amantes de sonidos duros, ya no extremos, creo que es un disco que merece la pena escuchar, por el nivel global que tiene.

 Tracklist:

01.- Forever Sworn To Blasphemy
02.- Godless Profanity
03.- Third Scent Carcass
04.- Sadistfucktion
05.- Homo Hereticus
06.- Holistic Paralisys
07.- Psalm To The Dark One
08.- Grave’s Cold Darkness
09.- Vengeance Is The Core Of All
10.- Devils Reunion
11.- Beyond Madness Of Gods
12.- War

 

SPHERE son:

Burning – Bajo
Th0rn – Batería
Lucas – Guitarra
Analripper – Voces
Cthulhu – Guitarra

Puntuación:8/10

Discográfica: Godz Ov War Prod/Masterful Records

Autor: José E.Egurrola

<< volver a discos