SWEET & LYNCH – ONLY TO RISE

Crítica

Tras la idea de Serafino Perugino, Presidente de la discográfica italiana Frontiers Records, de unir la voz de STRYPER a las indiscutibles habilidades del maestro Lynch, exDOKKEN, se pensó en añadir al exMEGADETH y exWHITE LION, James Lomenzo para encargarse de la línea de bajo, y Brian Tichy, exWHITESNAKE, a la batería, en un intento de volver con el sonido más cercano al pop que contiene el rock de los 90’s e intentar evolucionarlo de algún modo en este proyecto llamado SWEET & LYNCH.

El sello Frontiers Records es una apuesta (en este caso, casi) segura, la calidad de sus músicos y discos es excepcional, incluso la gran mayoría de sus experimentos, variaciones, colaboraciones, grupos y duetos salen siempre triunfantes, pero en esta ocasión la combinación, aunque muy atractiva, no ha logrado satisfacer, del todo,  nuestras expectativas, ya que, aunque contiene algunos muy buenos temas, también nos encontramos con algunos momentos, o momentazos, de absoluto bajón.

sweet-and-lynch-

Uno de los singles escogidos para promocionar Only to Rise, The Wish, es el encargado de abrir el disco, y sin duda es uno de los más poderosos de los doce que contiene el álbum, su estribillo es pegadizo, con fuerza, y aunque no dudamos en ningún momento de la complejidad compositiva de algunos temas cabe decir que a partir de ahí nos encontramos con un trabajo plano y con pocos sobresaltos, desembocando en una sensación de pesadez continua.

Temas como Like a Dying Rose o Love Stays aparecen con pocos cambios en sus ritmos, aparentemente cortes con la misma base rítmica, diferentes tiempos, pero con poco énfasis en sus estribillos, lo que resulta en temas inapetentes e interminables, poco pegadizos y con poco gancho, y en los que poco se refleja la calidad de los músicos que participan en el proyecto.

En la pista número cuatro aparece Time will Tell, algo más movida, con ritmos muy marcados, y con estribillos y coros que en ocasiones recuerdan, como no, a STRYPER, pero en un tema al que le falta fuerza se mire por donde se mire.
A éste le sigue Rescue Me, un medio tiempo, y Me Without You, una balada muy en la onda de Alone Again de DOKKEN, y esto es lo único que encontraremos de aquel Lynch de la etapa de los 90’s de DOKKEN.

Las siguientes en sonar, Recover y Divine, son algo más marchosas, con el gancho que a las anteriores le falta, en la primera de éstas destaca por encima de todo la batería, marcada, cortante, y la voz de Sweet en todo su esplendor estalla en el estribillo, rocknrollera y rocambolesca; adjetivos atribuibles también a Divine, además de enrevesada y con un aire seductor, muy al estilo de KINGDOM COME.

September y Hero-Zero pasan ante nosotros sin llamar demasiado nuestra atención, y los aires árabes de Strength In Numbers hacen todo lo contrario, con unos coros muy atrayentes, y estribillos que logran estar muy a la altura de lo que esperábamos, además de las guitarras del gran Sr.Lynch trazando memorables melodías, al igual que Only to Rise, tema que da nombre al disco, de baterías trepidantes, marchoso, muy metálico, pegadizo y completo, da fin a un proyecto que en mi opinión se queda a medias, sin lograr encandilarnos, del que no rescataría más de cinco temas.

 

Tracklisting:

01. The Wish
02. Like a Dying Rose
03. Love Stays
04. Time Will Tell
05. Rescue Me
06. Me Without You
07. Recover
08. Divine
09. September
10. Strength in Numbers
11. Hero-Zero
12. Only to Rise

SWEET & LYNCH son:

Michael Sweet – Voz
George Lynch – Guitarra
James Lomenzo – Bajo
Brian Tichy – Batería

 

Discográfica: Frontiers Records
Nota: 4.5/10
Autora: Spinelly Arianne

<< volver a discos