WILD KRASH – WILD KRASH

Crítica

WILD KRASH es el nombre de una banda de Hard Rock procedente de Sevilla, que el pasado año nos presentó su primer y homónimo disco, compuesto por once temas muy potentes y también muy frescos, que, sin inventar nada dentro del estilo, demuestra que saben muy bien lo que quieren hacer a la hora de crear música.

Wild Krash Logo

El álbum arranca con “Sons of the night”, un tema de riff muy reconocible y tono muy macarra que desde el primer momento es todo un tema de Hard Rock cargado de actitud. Su estribillo es muy pegadizo, aunque de letra un tanto tópica. No obstante, es un tema que funciona muy bien como comienzo del disco, ya que es toda una declaración de intenciones.

Con el sonido de una radio sintonizándose empieza “Hard liquor”, el primer single del disco y para el que grabaron un videoclip. Es una canción que también captura a la perfección el rollo hardrockero del grupo, pero que, además, es muy completa porque en ella se incluyen tanto unos coros muy bien introducidos en el estribillo que redondean el tema.

El sonido de una sirena antiaérea nos introduce en “Under fire”, un tema de riff muy reconocible, que desde el principio nos obliga a mover la cabeza casi sin darnos cuenta. Tiene un estribillo muy sencillo pero muy pegadizo, que funcionará muy bien en directo.

Con mucha potencia empieza “Jackson X”, un tema en el que incluyen algunas palabras en castellano al principio con las que ya nos dejan claras sus intenciones. Es una canción de mucha potencia y muy directa, con un ritmo muy contundente. Sin embargo, lo más interesante de este tema es que no es caña sin control, sino que se incluyen unos cambios de ritmo muy interesantes.

Wild Krash banda

También arranca con mucha fuerza “I’ve got the poison”, una canción directa y de desarrollo muy fluido que se pasa en un suspiro.

Let’s go” empieza también con un riff muy reconocible, para luego desarrollarse con densidad, dando muestra de la versatilidad de estos músicos. Sin embargo, muy pronto gana potencia, convirtiéndose en un tema contundente aunque no demasiado rápido. Su estribillo es muy directo y “coreable”, y seguro que dará mucho juego en los conciertos.

Llegamos a “Wasted life”, una canción tranquila, que sirve para recuperar el aliento después de la caña de los temas anteriores (y antes de la que nos queda). Se trata de una canción sencilla, que empieza solo con la voz y la guitarra acústica, pero que es muy corta, simplemente un intermedio antes de volver a la caña.

Y la caña llega con “Tyrant”, una canción muy potente y de mucha caña que, a pesar de ser un tema de bastante duración, no se hace largo, por la contundencia que tiene y lo fluido que resulta. Su solo es de lo mejor del disco.

Con mucha contundencia empieza “Up your ass”, una canción de ritmillo muy pegadizo y que se queda en la cabeza desde el primer momento. Sobre todo, su estribillo resulta muy pegadizo y dará buen resultado en directo.

Road to hell” es una canción que empieza con densidad, pero que rápidamente se acelera y gana fuerza, con un sonido macarra y divertido que nos deja claro de qué va este grupo. Además, el riff de guitarra se queda en la cabeza desde la primera escucha.

El disco termina con “Take it easy”, otra canción de sonido hardrockero clasicote pero muy efectivo. Es un tema que nos remite a sonidos que ya conocemos, de tal manera que escucharla es casi como reencontrarnos con un viejo amigo. La voz y los instrumentos crean una simbiosis muy lograda y así esta canción se convierte en el mejor cierre posible para el disco.

Riffs muy reconocibles, actitud macarra, diversión,… este disco tiene todo lo que se espera de un álbum de Hard Rock, porque eso es justo lo que hacen WILD KRASH, Hard Rock desde las tripas y directo a la yugular.
Diversión en estado puro.

Tracklist:wildkrash-2017-cd

1. Sons of the night.
2. Hard liquor.
3. Under fire.
4. Jackson X.
5. I’ve got the poison.
6. Let’s go.
7. Wasted life.
8. Tyrant.
9. Up your ass.
10. Road for hell.
11. Take it easy.

WILD KRASH son:

Viko: Guitarra y voz.
Johnny Waudby: Bajo, voz y coros.
Emilio Sánchez, “Kanina”: Batería y coros.

Discográfica: Autoproducido.

Puntuación: 8/10

Autor: Pablo Folgueira.

<< volver a discos