Fixion – Encrucijada

Crítica

Desde Montevideo, en Uruguay, llegan FIXION, un grupo que lleva desde 2002 dando caña y practicando un Metal gótico de mucha calidad. En los años que llevan ya han publicado cuatro discos, “En la oscuridad”, “Paraíso”, “El principio del caos” y “Encrucijada”, su último lanzamiento del que vamos a hablar seguidamente.

El sonido de FIXION, como decimos, podría enmarcarse dentro del Metal gótico o del Metal alternativo, aunque también muestra influencias del Rock e incluso de la música electrónica y la música clásica, y en este disco toma forma en diez temas más dos bonus tracks que no son sino las versiones instrumentales de “Requiem para un salto” y “Encrucijada”. Pero vamos a verlo con más atención.

El disco empieza con “Requiem para un salto”, una canción que empieza de manera muy contundente y con un punteo muy reconocible. Después se desarrolla con bastante densidad, aunque manteniendo esa contundencia. Su estribillo es muy efectivo, y se queda en la cabeza desde la primera escucha. Un cambio de ritmo nos lleva a unos sonidos casi hímnicos (iguales que los del principio de la canción), que nos dejan clara la versatilidad de FIXION.

La diversión continúa con “Estrella interior”, un tema que empieza también con cierta densidad, para luego desarrollarse con fluidez hasta llegar a un estribillo muy pegadizo que puede funcionar muy bien en los conciertos. De esta manera, se alterna la fluida densidad de las estrofas con la velocidad del estribillo, en un contraste muy logrado.

El tema que da título al disco empieza con fuerza, una fuerza que se mantiene de manera sostenida durante toda la canción. No obstante, es en su estribillo en el que más notamos esa fuerza, porque es rápido y pegadizo, con una melodía muy reconocible y que se queda en la cabeza desde la primera escucha.

Con algo de oscuridad empieza “La guerra es tan fuerte”, una canción que se va desarrollando hasta llegar a un estribillo muy potente que funcionará muy bien en directo.

Del miedo al fuego” empieza con la batería sonando y luego la guitarra realizando un riff entrecortado que nos puede recordar a sonidos alternativos. Sin embargo, muy pronto se desarrollan unos sonidos un tanto épicos que nos llevan hasta unas estrofas densas y, finalmente, a un estribillo muy melódico y pegadizo.

La siguiente canción es “Llegando al final”. Pero que nadie se asuste, que el final del disco todavía está lejos. Se trata de una canción de inicio casi popero en sus primeros compases que, sin embargo, muy pronto gana velocidad. Es un tema fácil de escuchar que se desarrolla de manera muy fluida y que gustará a quienes no busquen sonidos demasiado agresivos. También tiene unos coros femeninos muy bien introducidos que nos sorprenderán la primera vez que los escuchemos.

Continuamos con “Un refugio”, una canción de comienzo casi misterioso que rápidamente gana contundencia y velocidad. Es una canción muy potente en la que se alternan las estrofas de cierta densidad con un estribillo más melódico, lo que da lugar a un contraste muy logrado.

Expulsando el veneno” empieza con mucha oscuridad, siendo uno de los temas que, en una primera escucha, más nos va a llamar la atención. Es una canción oscura y cargada de potencia, aunque también tiene un estribillo pegadizo y muy efectivo que funcionará muy bien en esos conciertos que el grupo se ha visto obligado a posponer.

Con potencia y velocidad empieza, como corresponde, “Ultravelocidad”, una canción que contrasta con el resto de los temas del disco precisamente por esa velocidad. No obstante, en este tema el grupo juega con distintos ritmos, haciendo que sea una canción muy variada. Desde mi punto de vista, es la canción más conseguida del disco.

Como última canción del disco tenemos “Karma”, que empieza con unos redobles de la batería que dan paso a unos sonidos densos. El tema se desarrolla con fluidez, llegando a un estribillo denso, aunque melódico y también pegadizo. Además, hay unos cambios de ritmo muy bien introducidos.

Como bonus tracks se incluyen también las versiones instrumentales de “Requiem para un salto” y “Encrucijada”, con las que nos permiten apreciar mejor la aportación de los músicos.

Como veis, este “Encrucijada” es un disco muy interesante que nos presenta a una banda madura que crea una música muy compleja y cargada de matices, pero también de melodía y de estribillos pegadizos. Vale la pena escucharlo.

Tracklist:

1. Requiem para un salto.
2. Estrella interior.
3. Encrucijada.
4. La guerra es tan fuerte.
5. Del miedo al fuego.
6. Llegando al final.
7. Un refugio.
8. Expulsando el veneno.
9. Ultravelocidad.
10. Karma.
11. Requiem para un salto (instrumental) (bonus track).
12. Encrucijada (instrumental) (bonus track).

FIXION son:

Daniel César: Guitarra y voz.
Santiago Cardozo: Bajo.
Sebastián Etchecopar: Batería.

Discográfica: Autoproducido.

Puntuación: 9/10

Autor: Pablo Folgueira.

<< volver a discos