GIRLSCHOOL – DEMOLITION

Crítica

Todos lo que nos hemos nutrido de las bandas surgidas de la denominada New Wave Of British Heavy Metal (NWOBHM) sabemos que el único grupo femenino de referencia de la misma es GIRLSCHOOL. Esto ya dice mucho de la banda, que inició sus andaduras en el mundo del metal bajo el nombre de PAINTED LADY en 1977, siendo las fundadoras Enid Williams y Kim McAuliffe.

Tras varios cambios de formación, la incorporación de Kelly Johnson y Denise Dufort llevó al grupo a llamarse definitivamente Girlschool y a grabar su primer single “Take It All Away” en City Record a finales de 1978. “Take It All Away” considero que es una canción perfecta para darse a conocer, ya que, teniendo en cuenta en la época que salió, era evidente que no pasaría desapercibida y menos viniendo de un grupo íntegramente formado por mujeres. Es una canción sencilla, con estructura básica y repetitiva, pero, aún así, muestra el estilo y esencia personal del grupo. Tanto es así que uno de los empleados de Bronze Records las propuso para ser teloneras de la gran banda de rock and roll (como ellos mismos se denominan) MOTÖRHEAD en la gira del disco “Overkill”. Una oportunidad de oro que no desaprovecharon pudiendo, por un lado, estrechar lazos con el grupo de Lemmy Kilmister, lo cual nunca viene mal, y, por otro lado, grabar en 1980 su disco debut “Demolition” en Bronze Records, entrando en el top 30 de las listas inglesas (por cierto, me resulta curioso que el nombre de su primer disco describa tan bien lo que hicieron estas chicas, que fue derribar mitos, prejucios y barreras sobre/para las mujeres en el mundo del heavy metal).

“Demolition” se inicia con el sonido de sirenas que antecede a la canción , la cual posee una velocidad brutal y gran distorsión, así como un interesante solo de Kelly Johnson. Una canción arrolladora hasta el final, en el cual se emula una especie de colisión que inevitablemente lleva al silencio, viniendo al pelo la frase hecha de “después de la tormenta siempre llega la calma”. De nuevo, el nombre del disco me resulta totalmente idóneo y más iniciándolo con una canción que plasma musicalmente tan bien la idea de la destrucción. Lo mismo sucede con la canción “Emergency”, pero en este caso mostrando la necesidad de acción inmediata, la urgencia de la situación. Una estupenda Kelly Johnson que con la guitarra permite recrear un sonido peculiar que evoca la imagen de ambulancias a toda pastilla (al menos esa es la imagen que me sugiere a mí). Por cierto, más tarde “Emergency” fue versionada por Motörhead en un EP realizado conjuntamente por las dos bandas (“St Valentine’s Day Massacre”, 1981).

Como todo grupo que ha sido influenciado por grandes bandas, Girlschool lo demuestra realizando una cover de la canción “Race With The Devil” del grupo THE GUN. Ésta no ha sido la única vez que esta canción ha sido versionada, también lo han hecho bandas como JUDAS PRIEST o BLACK OAK ARKANSAS. Creada a finales de los años sesenta, “Race With The Devil” es una canción de gran potencial que seduce al oyente, especialmente el riff de guitarra que se va repitiendo y que se enlaza con los solos de guitarra hacia la mitad final de la canción. Es de escucha imprescindible tanto la original como versionada por Girlschool.

Nothing to lose and everything to gain es lo que debieron de pensar Williams y McAuliffe cuando se embarcaron en la compleja misión de crear una banda de rock femenina. La canción “Nothing To Lose” describe ese intento, presuponiendo que se pierde menos de lo que se puede llegar a ganar (un poco como pasa con la lotería, especialmente de navidad) y obviando lo que los demás puedan opinar. Y esta filosofía me da la sensación de que la aplican en la propia canción ya que hacia la segunda mitad de la canción permanecen poco más de un minuto y medio seguido sin intervención de la vocalista, lo cual bajo mi perspectiva es asumir un pequeño riesgo, por lo que supone mantener el ritmo de una canción de rock sin el apoyo de la voz.

Como si en un directo estuvieran, la canción “Baby Doll” se inicia con Enid Williams introduciendo la misma, seguida de cierto barullo, y se finaliza con los típicos aplausos finales de un concierto, pero con sonido nítido y controlado, claro. No es una canción que desmarque, sigue en la línea del grupo y perpetuando su estilo.

“Deadline” es un tema curioso por el juego creado por las guitarras que recrean el eco y dan la sensación de estar en una especie de competición. Así mismo, en el estribillo de la voz también surge el eco y para rizar más el rizo, parece que la guitarra habla con la vocalista, lo que definitivamente crea un ambiente muy peculiar e interesante.

Siguiendo con la misma esencia que desprenden Girlschool hallamos las canciones “Not For Sale”, “Breakdown”, la cual tiene un curioso estribillo compuesto por la palabra que forma el título y que recuerda muy ligeramente al estilo de canto de rap o hip-hop, y “Midnight Ride”.

Estas mujeres han logrado mantenerse a lo largo de los años, con más o menos actividad, pero siempre dispuestas a darlo todo por continuar con su carrera musical. Se trata de un grupo que sigue siendo hoy en día puro y fiel a su estilo, sin dejarse amedrentar por aquellos que continuamente les han descalificado.

Girlschool – “Demolition” (1980)

Formación:

Enid Williams (Bajo y Vocal)

Kelly Johnson (Guitarra y Vocal)

Kim McAuliffe (Guitarra Rítmica y Vocal)

Denise Dufort (Batería)

 

Track List: 

“Demolition Boys” (3:39)

“Not For Sale” (3:31)

“Race With The Devil” (2:51)

“Take It All Away” (3:43)

“Nothing To Lose” (4:30)

“Breakdown” (3:05)

“Midnight Ride” (3:16)

“Emergency” (2:50)

“Baby Doll” (4:13)

“Deadline” (2:54)

El disco remasterizado en 2004 contiene los siguientes bonus track: “Take It All Away” (la versión single), “It Could Be Better” (la versión single), “Nothing To Lose” (la Demo), “Not For Sale” (la Demo) y “Furniture Fire”

 

Autor: Belén Herrero
Web: http://www.girlschool.co.uk

<< volver a discos