MANIMAL – THE DARKEST ROOM

Descripción

AFM nos trae el debut de Manimal, titulado “The Darkest Room”. Últimamente desde las tierras nórdicas de Suecia, Finlandia y Noruega, aparte de los tradicionales actos de Death Metal, Viking y Death melódico, nos está llegando una importante oleada de Heavy clásico, Power bien hecho, Hard Rock y demás actos relacionados en lo que muchos están empezando a denominar como NWOSHM. Grupos como Enforcer, HEAT o Saint Deamon nos llegan con fuerza desde estas tierras con propuestas que todos conocemos pero que muchos daban por enterradas en el pasado.

Manimal nos presentan un disco de Heavy/Power en una onda bastante clásica, con unas influencias definidas y fáciles de reconocer. Helloween, Brainstorm y los primeros Queensryche son el coctel que compone la música de estos Suecos.

“The Darkest Room” es un buen disco debut, que presenta unas características propias de este tipo de trabajos: la producción se puede mejorar, hay que depurar las influencias y, algo que también suele ocurrir, medio disco es muy bueno y el otro medio es más bien regular.

El disco empieza con “Shadows”, un potente trayazo que nos ofrece lo mejor de esta formación y nos hace esperar un gran disco en los casi 39 minutos que dura este redondo. La cosa parece confirmarse cuando empieza a sonar el potente riff de “The Darkest Room” y comienza dibujarse una melodía realmente interesante.

Un tema con gancho, ideal para el directo, con un estribillo que apetece cantar pero que no es tan sencillo como para aprendértelo en un par de escuchas. Algo que también es típico de la principal influencia reflejada en este tema: Brainstorm. Sin embargo, lo más importante es que el tema engancha y está bien interpretado. La voz de Samuel Nyman resulta más que apropiada para el estilo, ofreciendo potencia y registro.

“Living Dead” es un tema que podríamos definir como una mezcla entre Brainstorm y los Queensryche del OM. Probablemente sea uno de los temas más efectivos del disco, ideal para sonar en directo, con un estribillo relativamente fácil de corear y un riff que incita poderosamente al headbanging. Con “I Am” el grupo mantiene la tónica del tema anterior, aunque en este corte (posiblemente uno de los mejores del disco) las influencias de Queensryche son más evidentes, especialmente en las líneas vocales.

“Ordinary Man” es un corte posiblemente pensado para convertirse en single, es pegadizo y potente. Los cuatro primeros temas del disco han sido verdaderamente buenos y este baja un pelín el listón, aunque se mantiene como un buen tema. Algo que no ocurre con “Human Nature”, dónde, para desilusión nuestra, nos encontramos con un enorme bajón compositivo e interpretativo por parte del grupo. Posiblemente “Human Nature” es uno de los peores temas de este plástico, aunque también tiene cosas positivas. El grupo intenta en este tema explorar nuevos terrenos y es con toda probabilidad el tema con el sonido más personal del disco. La idea no era mala, pero desde mi punto de vista les ha quedado como mucho regular.
“Spinegrinder” intenta recuperar la pegada y el estilo de los primeros temas del disco, sin llegar a conseguirlo completamente. Lo mejor del tema es el estribillo, ideal para los directos, y cuenta con un riff potente y una buena melodía, heredadas directamente de Brainstorm. A pesar de ser un buen intento, no llega al nivel de los primeros cortes, aunque está cerca de “Ordinary Man”.

“Dreames And Fools” es un tema mucho más sencillo que el resto de cortes de este plástico, con unas influencias ENORMES de Helloween y para mi gusto algo recargado. El doble bombo acapara el tema, así como las melodías alegres del estribillo y el falsete del vocalista. En mi opinión, aunque la intención era buena, el resultado esta muy lejos de ser óptimo.

“The Live We Lived” nos muestra el lado más Queensryche de Manimal en un tema que prácticamente consigue situarse a la altura de los cuatro primeros cortes del disco. Un buen final para un buen disco.

Como cabría esperar de un debut, hay cosas que mejorar. El disco tiene un sonido potente, la producción, aunque mejorable, es buena y los integrantes son buenos intérpretes. Con más práctica y rodaje estoy convencido de que nos darán muy buenos momentos en el futuro. Un disco recomendable para los fans del género.

Puntuación: 7

Autor: David Rodrigo (Coon)

<< volver a discos