CAVALERA CONSPIRACY – BLUNT FORCE TRAUMA

Crítica

CAVALERA CONSPIRACY es el proyecto musical de los hermanos Cavalera, Max e Igor, más conocidos por haber formado parte de una de las bandas cariocas más grandes de la historia del metal, SEPULTURA. Con un excelente primer trabajo bajo el brazo, ”Inflikted”, ahora nos presentan su nuevo álbum ”Blunt Force Trauma”. Los temas del cual suenan demoledores, siguiendo la línea de su antecesor ”Inflikted”.

A grandes rasgos, quizás se echa en falta algo más de frescura en las composiciones, algo que las distancie de su predecesor y que las lleve a superar ese ”Inflikted”, que al fin y al cabo es lo que se espera de un segundo trabajo. Por ejemplo, la obertura a cargo de”Warlord”, no sorprende tanto como lo hiciera en su día el que abre ”Inflikted”. Sobretodo porque el estribillo no desprende la misma magia que aquel ”Inflikted, show no mercy, muthafuckin’ wicked!!” de 2008. Aún así es un tema potente que vuelve a destapar las habilidades del gran Marc Rizzo ya desde el principio. Auténtico artífice de que las guitarras deCAVALERA CONSPIRACY suenen como suenan, cortantes y demoledoras a partes iguales.

Una vez escuchado el segundo corte “Torture”, vemos que tiene unas bases muy similares a”Warlord”. Si bien es algo más acelerado, con un Rizzo desatadísimo, el voceras de Max se dedica a repetir el titulo del tema en el estribillo al igual que en “Thrasher” y en otros que ya iremos comentando. En mi opinión se trata del corte que debería abrir el redondo, en lugar de”Warlord”, por su gran pegada y brutalidad.

Ya con la tercera ”Lynch Mob”, la cosa va a mejor. El contraste entre las dos voces que aparecen y el aplastante estribillo, empiezan a ponernos los dientes largos y hacen que por fin movamos la melena inevitablemente. El cuarto “Killing Inside”, hace honor al porque ha sido elegido como excusa del videoclip rodado en Barcelona. Gran medio tiempo, con elementos modernos, que hacen de él algo novedoso en las sonoridades CAVALERA CONSPIRACY.

La superthrasher “I Speak Hate”, es otro corte guitarrero que hará las delicias de la antigua escuela. Si bien se le puede recriminar que Max vuelva a repetir el título en exceso durante el tema, tiene grandes partes de guitarra que llegan a rozar el death. Prácticamente, lo mismo sucede en la siguiente “Target”, algo más melódica, pero redundante en las repeticiones de titulo/estribillo. Y para los nostálgicos de los primeros SEPULTURA, los speédicos “Burn Waco” o “Rasputin”, harán ponerles los pelos como escarpias.

Ya para terminar, decir de “Ghenghis Khan”, que Rizzo vuelve a despuntar en los solos y que es un tema algo más variable de estructura, en comparación con los dos anteriores. Para poner fin, la que da titulo al disco, ”Blunt Force Trauma”, una de las mejores, que corre el riesgo de pasar desapercibida por encontrarse al final del disco.

En resumidas cuentas, como he dicho en un principio, este trabajo queda demasiado ensombrecido por un excelente ”Inflikted”. Cosa que puede hacer pensar incluso, que se trata de canciones que no tuvieron cabida en el debut de CAVALERA CONSPIRACY. Se abusa demasiado de repetir los títulos en los estribillos y de estructuras bastante redundantes, sobresaliendo temas como ”Lynch Mob”“Killing Inside””Blunt Force Trauma”,“Ghenghis Khan” y poco más.

La producción es, una vez más, excelente. A cargo de Logan Mader y el propio Max Cavalera y Marc Rizzo se reafirma como un excelente y original guitarrista. A pesar de que mi discurso tienda más hacia lo negativo, ”Blunt Force Trauma” resultará un disco imprescindible para los fans del grupo. Sin duda, ellos sabrán encontrarle la gracia, ya que, aunque falto de frescura, posee los ingredientes necesarios para triunfar en directo. Haciendo del headbanging y los pogos, su principal reclamo, de eso no me cabe duda.

Temas de ”Blunt Force Trauma”:

1.Warlord
2.Torture
3.Lynch Mob
4.Killing Inside
5.Thrasher
6.I Speak Hate
7.Target
8.Ghenghis Khan
9.Burn Waco
10.Rasputin
11.Blunt Force Trauma

Puntuación: 7,8

Discográfica: Roadrunner

Autor: Ivan Allué

<< volver a discos